Fernando DeSimone y mi "odisea" para cerrar la cuenta del Frances

6 comentarios

¿Qué es la difamación?

La difamación es la comunicación a una o más personas con ánimo de dañar, de una acusación que se hace a otra persona física o moral de un hecho, determinado o indeterminado, que pueda causar o cause a ésta un menoscabo en su honor, dignidad o reputación.

La diferencia fundamental entre libelo y difamación está únicamente en la "forma" en la cual la materia difamatoria es publicada. Si el material ofensivo es publicado en alguna forma efímera, como en forma hablada o sonidos, dactilología, gestos y otros por el estilo, entonces esto es difamación. Si es publicado en una forma más duradera, por ejemplo en documentos, películas, discos compactos y otros por el estilo, entonces es considerado un libelo.

La calumnia consiste en la imputación falsa a una persona de la comisión de un hecho que la ley califique como delito, a sabiendas de que éste no existe o de que el imputado no es el que lo cometió. El acusado por delito de calumnia quedará exento de toda pena probando el hecho criminal que hubiere imputado, a lo que se denomina exceptio veritatis (excepto verdad).

Habiendo aclarado el concepto de difamación y calumnia, quiero publicar un artículo sobre lo que pasó en realidad (la pura VERDAD)., y no hablaré mal de la empresa, ni de las personas involucradas. Directamente expondré los hechos como se dieron, y despues cada uno hará su opinión y si quieren pueden dejar sus comentarios.

La exposición en este blog se hará de forma completa, es decir la historia completa desde el principio a fin.

Apertura de Cuenta Sueldos en el Banco Frances

En una época de mi vida, trabajé para una empresa de Buenos Aires. Cuando ingresé a la empresa, la misma me abrió una cuenta sueldos en el Banco Francés. Hasta ahí, todo en orden. En mi Documento de Identidad figura que mi ciudad de residencia es Córdoba Capital (a aproximadamente 800 kilómetros de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires) mientras que la cuenta sueldos la abrieron en la sucursal 141 del Banco Frances, que está en Buenos Aires por supuesto.

No sé bien cómo serán las cosas en vuestros países, pero cuando te abren una cuenta sueldo, no tienes que firmar muchos documentos. La empresa simplemente te notifica el banco, si estás de acuerdo, te abren la cuenta, y ya. En aquel momento -sinceramente- no recuerdo haber leído un contrato para la apertura de la cuenta, y es lo que al día de hoy me reclama el Banco Frances, como que yo presté mi consentimiento con sus normas bancarias al momento de abrir la cuenta.

Las normas bancarias respecto a la apertura y cierre de cuentas

Parece ser, que en algún lugar de la legislación bancaria -que aún estoy buscando-, dice que la apertura de cuentas (y su posterior cierre) debe hacerse como tramite personal en la misma sucursal de donde es la cuenta. Resulta que, al momento de abrir la cuenta nadie te "dice" ni te notifica estas normas. Supuestamente está en algún lugar de los documentos que el cliente debería leer antes firmar.

El Mantenimiento de la cuenta

Después de trabajar un par de años con la empresa de Bs As, por un motivo méramente profesional decidí cambiar de empresa. Me contrató una empresa en Córdoba, y me cambió de banco para pagarme el sueldo. Cambié sin problemas, y durante un plazo superior al año, el Banco Frances no me cobró ningún gasto de mantenimiento de cuentas.

Se podría decir que en ese periodo, yo era un cliente feliz del Frances.
Hace unos meses atrás, empezaron a llegarme los resumenes de cuenta con 80 pesos de mantenimiento. Hice un pequeñísimo análisis, y decidí cerrar todas las cuentas, ya que no estaba usando hace meses atrás las cuentas, porque simplemente ya no persibía sueldo en esa cuenta del Frances.

El cierre de cuenta en el Banco Frances

Como vivo (y siempre viví) en Córdoba, me acerqué a una sucursal del Banco Francés y solicité a un oficial de cuentas el cierre de mis cuentas (todo el paquete), para que no me generen más gastos de mantenimiento por algo que no estaba usando.

[ 28 de Febrero del 2013 ] El oficial de cuentas de la sucursal me explicó que por normas, el trámite debería ser personalmente en la sucursal donde se abrió la cuenta, y dadas las circunstancias lo que iba a hacer era llenar los formularios, con mi firma, y enviar cartas manuscritas donde yo manifestaba expresamente mi voluntad por cerrar las cuentas

Hicimos todo el trámite. El oficial de cuentas me mostró los saldos deudores (Gastos de mantenimientos que yo no había pagado de meses anteriores, más los intereses por mora correspondientes), y terminé depositando 500 pesos en la cuenta, para que se pueda hacer el cierre de la misma. Deposité, y enviamos los formularios firmados a la sucursal (141) de Microcentro en Ciudad Autónoma de Bs As (CABA), y la sucursal de 139 donde tenía otra cuenta con otro "producto".

[ 7 de Marzo del 2013 ] El oficial de cuentas me llama por teléfono, y me explica que la cuenta no está cerrada. Me informa que desde el momento que envié los formularios, hasta que llegaron los mismos a las sucursales, se generaron más gastos de mantenimiento, y por lo tanto, no se había procedido al cierre de las cuentas.

Ésta situación me molestó bastante, y me sentí totalmente defraudado por el servicio del Banco Frances.

Por situaciones personales y laborales que no mencionaré aquí, no pude ir personalmente a la sucursal, y lo hice despues de dos semanas. Es decir, a finales de Marzo, me presenté nuevamente con el oficial de cuentas que había tramitado primero mi solicitud de cierre, y le dije que no me iría del banco hasta que no cerremos de una vez por todas mis cuentas. Estaba bastante enojado con el sistema bancario en general, y más con la poca flexibilidad que presenta el Banco Francés -que irónicamente, ellos se jactan de ser los más simples para darte préstamos "sin vueltas"-.

El oficial de cuentas, muy amablemente me explicó nuevamente la situación y se comunicó por teléfono con la sucursal de Buenos Aires, para ver en qué estado estaba mi "tramite" de cierre. Después de un buen rato (aproximadamente una hora) intentando encontrar al oficial de cuentas que tenía mi documentación en Buenos Aires, llegó a la conclusión de que dicho oficial estaba de vacaciones, y por lo tanto nadie -en esa sucursal- podía saber el estado de mi documentación y/o trámite-Obviamente, mis cuentas seguían generando gastos de mantenimiento por más que esta persona se haya ido de vacaciones-.

Entonces el oficial de cuentas en Córdoba, solicitó hablar con el gerente de la sucursal, de modo que podamos darle una pronta solución a este tema. El Gerente de la sucursal 141 es el señor Fernando DeSimone, quien atendió el llamado de mi oficial de cuentas y le dijo que el cliente (o sea yo), debería ir personalmente a la sucursal a solicitar el cierre del paquete

Mi oficial le explicó la situación, y le comento que yo vivo en Córdoba y que no estoy en Buenos Aires... sin embargo, Fernando de Simone reiteró que eso no era su problema, y que el cliente debe ir personalmente a la sucursal para soliciar el cierre de la cuenta.

A ese nivel, mi oficial de cuentas estaba bastante descepcionado con la respuesta que dió el gerente Fernando de Simone, y le preguntó: 
"Usted está diciendome que yo le diga a mi cliente que se debe ir a Buenos Aires para acercarse personalmente a la sucursal de microcentro para darse de baja de las cuentas?"
Y el Gte. Fernando deSimone le respondió: "."

Mi oficial de cuentas dijo: "Entiendo." y colgó el teléfono.
Cuando me explicó la situación, realmente no podía creerlo. La bronca e impotencia que uno siente cuando alguien lo "atropella" de esa forma, es realmente devastadora. Hasta mi oficial de cuentas no sabía como explicar la situación. Estabamos los dos shoqueados. Me explicó que han cerrado cuentas de otros clientes con situaciones similares, y que nunca ha habido tantos problemas.

Llamar a la linea del Frances.net

El oficial de cuentas me dió un número para contactarme al frances.net y dejar constancia de que quiero cerrar el paquete. Para ello, tuve que re-generar mi PIN (ya que llevaba mucho tiempo sin usar nada del Frances), y llamé por teléfono. Para mi sorpresa, el sistema telefónico del frances, no tiene en su sistema nada para tramitar el cierre de cuentas, ni toman ese tipo de trámites.

Entonces le expliqué a la señorita que me atendió que quería dejar una queja, y que me dé el número de queja que me serviría de constancia. Dejé expuesta la situación, dí por supuesto el nombre y apellido del señor que me obliga a viajar a Buenos Aires y aproveché para dejar la constancia también de que iba a buscar asesoría legal para ir a Defensa del Consumidor.

Viaje a Buenos Aires para conocer a Fernando DeSimone

[ 17 de Abril del 2013 ] Por cuestiones profesionales, viajo seguido. Por "suerte" me tomé una mañana para ir a conocer personalmente a De Simone. A las 10 en punto, estuve esperando a que abrieran las puertas de la sucursal 141 en pleno Microcentro porteño., y cuando fui atendido por una amable señorita me explicó que el gerente Fernando DeSimone "aun no ha llegado". Entonces pregunté por el oficial de cuentas que a principios de Marzo estaba de vacaciones, el señor Eduardo Di Prinzio y me indicó que "seguía de vacaciones".

Entonces no me quedó otra que solicitar un oficial de cuentas, y tramitar de una vez por todas el cierre del paquete.

Como me lo imaginaba, se habían generado ya dos meses de mantenimiento desde que pagué esos 500 pesos a finales de febrero para cerrar mis cuentas. Entonces, el monto ascendía a unos 160 pesos. Ah, pero no terminaba ahí, a esos dos meses de mantenimiento, hay que sumarle un "prorrateo" por los 15 días de Abril al momento de cerrar la cuenta. IN-CRE-I-BLE!

La oficial de cuentas hizo un calculo veloz, y determinó que aproximadamente tendría que depositar unos 260 pesos. ¬¬

Fuí, deposité el importe. Y volví al "trámite". Firmé de nuevo los papeles, y en esa oportunidad le explico que ya el señor "Eduardo Di Prinzio" que ahora está de vacaciones, tiene todos mis papeles, que en vez de firmar todo de nuevo, podría ella buscar esos formularios, o no?

Para mi sorpresa, cuando un oficial de cuentas se va de vacaciones, los demás oficiales que lo "cubren" no pueden tocar ni ver su documentación. Entonces, la verdad no entiendo el sistema bancario. Pero dejemos ese tema aparte. Sería como un temita más en todo esto.

La oficial de cuentas me da unos papeles y me explica que debo presentarme en la caja, entregue esos papeles, y el cajero va a informarme cuanto debo abonar para cerrar las cuentas.
"ABONAR de nuevo?" le consulté. Me explica que los montos salen detallados, que tome el depósito de 260 pesos que había realizado, para pagar los 173 pesos que salía el cierre de todas las cuentas.

Terminé el "trámite" y me explica que ahora debo ir "personalmente" a la otra sucursal para cerrar la otra cuenta que aún está abierta

A ese momento, ya estaba vencido. Eran más de las 11 de la mañana, y le pregunté si ya había llegado el Gte. Fernando de Simone, que yo había ido hasta ahí para conocerlo personalmente.

Me explicó que aun no había llegado, y le respondí: 
"Me gustaría que le comuniques que vine especialmente desde la Ciudad de Córdoba para conocerlo. No me dió gracia el viaje, no me dió gracia pagar todo lo que me cobraron de mantenimiento, y no me gustó para nada pagar los gastos del viaje para hacer estas cosas. La verdad, me descepcionaron como institución, y lamentablemente va a escuchar hablar de mí." (Y me fuí)

Es todo esto un chiste? Me caminé toda la Ciudad de Buenos Aires cerrando cuentas!!!

Fernando DeSimone

Entonces no pude conocerlo. Tanto que pensé en este gerente, y hasta llamé por teléfono (a su oficina -a la sucursal 141) en más de una oportunidad, finalmente nunca pude siquiera hablar con él.

Quería aprovechar esta oportunidad para comunicarle que la publicación de este artículo no busca perjudicarlo, ni nada por el estilo. Simplemente estoy comunicando mi experiencia, y dando los detalles de lo que ocurrió. Estoy en contra de las normas que hacen que los clientes deban ir personalmente a las sucursales para hacer trámites que hoy en día se hacen por medios electrónicos.

Me sentí vulnerado, y ofendido de la forma que me trató cuando exigió que yo vaya a Buenos Aires para cerrar la cuenta.

No le pido disculpas por exponer su nombre en Internet, si usted considera que su nombre debe ser censurado de este artículo, le pido que venga personalmente a la Ciudad de Córdoba Capital, donde amáblemente lo atenderé (si tengo tiempo) en mi despacho y analizaré qué tramites usted deberá presentar y qué montos deberá abonarme para que yo haga lo que usted exige.

Lo saluda atentamente, un ex-cliente del Banco Frances totalmente indignado por su forma de actuar.


[ Fragmentos de esta historia serán publicados en sitios web; ya que pueden ser "copiados y pegados" por cualquier persona; no me responsabilizo de los comentarios que otros clientes, potenciales clientes u ex-clientes hagan al respecto ]


6 comentarios:

  1. Anónimo3:44 p.m.

    Te felicito realmente, sin lugar a dudas estos son los ejemplos de que el cliente importa cada vez menos!... ojala algún día todos nosotros como usuarios podamos defender lo que nos corresponde sin tener que suplicar!!

    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. Te recomiendo cambiar el apellido por Fernando Desimone, que me parece que es el correcto, a juzgar por su perfil en Linkedin.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sebas por tu comentario.

      Eliminar
  3. Anónimo6:04 p.m.

    Lamentable lo que te paso y haces bien en darlo a conocer.por desgracia el cliente tiene la razón no corre más. Y los gerentes bancarios ya no atienden a sus clientes salvo excepciones.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo4:05 p.m.

    Yo estoy por cerrar la ex cuenta sueldo que tengo en dicho Banco y como se que esas instituciones son rapidas para darte creditos, cuentas, tarjetas, etc, pero para dar de baja algún producto son realmente lamentables en su pre-dispocision y atención, estaba buscando alguna info, porque ya tengo la duda de ir y que me digan tenes que traer esto o lo otro o el certificado de tal cosa ademas de tenes que pagar estoy lo otro y demas. Y así me tope con tu "experiencia". Haces bien en exponerla y espero no tener una mala experiencia como entu caso. Por cierto yo vivo en Buenos Aires.

    ResponderEliminar
  5. Me pasa algo parecido, la verdad es una vergüenza que te quieren seguir robando cuando uno ya no tiene las cuentas activas y sin movimientos. A mi me piden pegar todo lo que tenga sacado con la visa del francés para poder cerrar la caja de ahorro y cuenta corriente, cuando no tienen ningun movimiento solo uso la tarjeta de crédito del Banco

    ResponderEliminar

Nota importante: aquellos comentarios que tengan spam (o contenido ofensivo) serán ELIMINADOS; no editados... sino que directamente se los elimina.